Tragar semen: mitos y realidades

Existen diferentes ideas en torno a la costumbre de tragarse el semen de tu pareja tras la eyaculación de ésta, y también distintas maneras de vivir esa experiencia. A algunos hombres les gusta que su pareja lo haga, a otros no, a algunas personas les excita tragarlo, y otras aún no se han atrevido a intentarlo por miedo a que les cause algún daño en el estómago o algún síntoma perjudicial. Todas las respuestas hacia este tipo de acto sexual son posibles y perfectamente normales.

Lo más importante a la hora de realizar cualquier práctica que constituya un acto sexual es que sea algo consensuado, con lo que ambas partes de la relación se sientan cómodas. Nunca hay que forzar a la pareja a que ingiera el semen que se expulse, siempre se puede escupir, o utilizar un preservativo, que también servirá como protección contra las Enfermedades de Transmisión Sexual. Os queremos desvelar todos los secretos, mitos y realidades, sobre tragar el semen, para que seáis vosotros quien decida.

Qué es el semen. De qué está compuesto

El semen o esperma es el fluido que se fabrica en el aparato reproductor masculino y que es expulsado a través de la uretra en el momento de la eyaculación. Está formado por espermatozoides, desarrollados en los testículos, y el plasma seminal, líquido que es producido por diferentes órganos y glándulas del cuerpo masculino, entre los que se encuentran la próstata, las vesículas seminales, las glándulas de Littre, el epidídimo, las glándulas de Cowper y los vasos deferentes.

El semen, cuando no hay alguna infección o anomalía, tiene una textura viscosa, un color blanquecino, olor a cloro y un sabor agridulce, que puede variar ligeramente en función de la dieta que lleve el hombre. Así, por ejemplo, si come más frutas será más dulce, y una alta ingesta de carne hará que sea más ácido.

Sólo un 10% del semen está conformado por las células espermatozoides, la gran mayoría restante lo compone el plasma seminal. Éste contiene una gran variedad de elementos químicos, cada uno con unas funciones, entre los que destacamos: el ácido ascórbico (vitamina C), vitamina B12, fructosa (la cual le da el sabor dulzón) y gluscosa, minerales como el zinc, el calcio, el magnesio, el fósforo, el sodio, el potasio; también tiene ácidos úrico, láctico y cítrico, cloro, nitrógeno, colesterol, aminoácidos, proteínas y enzimas, selenio y glicoproteínas (que son agentes de lucha contra el cáncer), además de una sustancia conocida como “moco”, que le dota de su cuerpo viscoso.

¿Es peligroso tragarse el semen?

No es una práctica en absoluto peligrosa, siempre y cuando estemos seguros de que el hombre al que se le practica la felación no tiene Enfermedades de Transmisión Sexual, como el Virus del Papiloma Humano el VIH. Este tipo de enfermedades no se transmiten sólo practicando sexo vaginal o anal, pues al entrar en contacto el fluido con nuestra saliva también se transmite.


Otra situación en la que pudiera ser peligroso ingerir semen es aquella en la que la pareja sea alérgica al mismo, no es algo muy común pero sí posible. Hemos de consultar a nuestro médico si al llevar a cabo cualquier tipo de acto sexual que conlleve el contacto con semen tenemos irritación, enrojecimiento, ardor y/o picor en la zona (aunque es normal que produzca picor al entrar en contacto con el ojo).

Algunas especies animales también lo hacen. Por ejemplo, el calamar ingiere parte del esperma expulsado por el macho en la eyaculación para obtener más energía en la fecundación. También hay cocineros muy extremos que incluyen el semen en sus recetas, y existen libros de recetas exclusivos para realizar platos con este curioso ingrediente, así que no hay mayor muestra de lo inofensivo que resulta ingerirlo.

 

¿Es una práctica recomendable?

Hay expertos que defienden que es sano y muy beneficioso tragar el semen, por lo que ha de hacerse con una frecuencia de al menos dos veces por semana, y otros que dicen que no es necesario hacerlo con tanta asiduidad. No obstante, el motivo para que una persona decida tragar el semen o no, ha de ser simplemente su disposición. Cada persona vive esa experiencia de una manera, a unas les excita, a otras les parece desagradable, y a otras, simplemente, les es indiferente. Es por ello que no hay que verse forzado o forzada a culminar el acto sexual de esta manera, ni a realizar ninguna otra práctica no deseada en el sexo, porque no traerá más que consecuencias negativas a la forma de vivir el sexo.

La principal recomendación en cuanto a esta práctica de tragar el semen, al igual que con cualquier otra variedad del acto sexual, es que se ponga protección a menos que sea una pareja de la que estemos seguros que no tiene ninguna Enfermedad de Transmisión Sexual. En caso contrario, si el hombre quiere que la eyaculación tenga lugar en la boca de su pareja sexual, deberá utilizar un preservativo  adecuado para el sexo oral.

Peligros y beneficios de esta práctica

Los peligros de tragar el semen son los mismos que existen al realizar el acto sexual sin protección (ya sea sexo anal, vaginal u oral hacia mujeres). Incluso el no tragar el semen, si no escupirlo tras la eyaculación, conlleva su riesgo si a la pareja a la que se le realiza la felación tiene alguna Enfermedad de Transmisión Sexual. Uno de estos riesgos es el cáncer de boca o garganta; en EEUU, por ejemplo, el sexo oral con personas que tenían el Virus del Papiloma Humano es la primera causa del padecimiento de estos tipos de cáncer.

Sin embargo, ha de reiterarse que si el hombre al que se le practica el sexo oral está perfectamente sano, no hay ningún tipo de peligro en ingerir su semen.

Se han encontrado numerosos beneficios a la ingesta del semen de la pareja. Podría decirse que el esperma es un alimento muy completo, por los minerales, proteínas y vitaminas que contiene. Sin embargo, como estos pueden encontrarse en muchos de los alimentos de nuestra dieta cotidiana, tampoco se hace imprescindible adquirirlos por medio del semen.

Aun así, hay ciertos componentes que aportan a la salud beneficios más allá de los alimentarios. Hay estudios que revelan que las proteínas y enzimas que contiene el semen, como las glicoproteínas, dotan a la mujer de una mayor protección contra el cáncer de mama, como así se ha visto en muestras de mujeres que practicaban sexo oral (e ingerían el semen tras la eyaculación) una o dos veces por semana. El selenio es otro elementos que contiene y que se utiliza en la lucha contra el cáncer.

Por otro lado, el semen contiene ciertas hormonas, como la oxitocina, el cortisol, la estrona, la prolacitina, la hormona liberadora de la tirotropina y la serotonina. La mayoría de ellas intervienen a la hora de desarrollar estados anímicos positivos (podría decirse que son antidepresivas), o por ejemplo, la oxitocina disminuye el estrés al controlar la producción de cortisol, hormona que el semen también contiene, y posee funciones beneficiosas pero también es liberada en nuestro cerebro en estados de estrés.

A la oxitocina también se la conoce como la “hormona del amor” porque es la que provoca, entre otras conductas, la excitación sexual. Es por ello que no hemos de preocuparnos por no querer tragar el semen, el sexo en sí tiene numerosos beneficios en nuestro cerebro y estado de ánimo. Cuando se realiza el acto sexual, en cualquiera de sus vertientes, se liberan en el cerebro numerosas hormonas muy beneficiosas para nuestra salud física y mental.

Falsos mitos sobre el semen

Es tóxico e irritante. Debido a que el contacto del semen con el ojo produce irritación y picor de éste (el cual desaparece al rato), se ha pensado que se trata de una sustancia perjudicial. Pero no es cierto en absoluto, reiteramos que los elementos que contiene son perfectamente tolerados por nuestro cuerpo. Si nos salpicamos con limón en el ojo también nos irrita, pero sí podemos consumirlo perfectamente.

El semen engorda porque tiene grasas y azúcares. Ciertamente, sí que contiene lípidos y fructosa en su composición, pero la cantidad que se consume de éstas tragando el semen es tan pequeña que no es suficiente para conseguir engordar.

Es más beneficioso tragar el semen que no hacerlo. Cierto es que tiene propiedades de prevención contra el cáncer, pero esto no puede utilizarse como excusa por el hombre para que su pareja trague su esperma tras la eyaculación. Ha de ser una opción consensuada por ambas partes, y si la pareja no se encuentra cómoda haciéndolo no va a traer consecuencias para su salud. Además, los elementos nutritivos que contiene se dan en poca cantidad, no son suficientes para la alimentación diaria, por lo que la diferencia entre tragarlo y no es muy pequeña.

No tragarse el semen de la pareja es símbolo de rechazo. Como todo lo que se puede hacer en el sexo, ha de ser cuestión de sentirse cómodo. Cada persona es distinta, y tendrá preferencia por unas prácticas que por otras, y siempre hay que respetarlas. La textura viscosa y el sabor del semen hacen que sea perfectamente normal no encontrarlo placentero. Hay otras muchas vías para disfrutar del sexo.

 

Como ves la mayoría son ventajas! te atreves??

 

fuente: Bekipareja

Tendencias eróticas 2014

Después de la revolución de la trilogía Cincuenta Sombras de Grey, muchas son la mujeres y parejas que han decidido adquirir juguetitos nuevos y lanzarse a romper con la monotonía del día a día.

Últimamente parece que la tecnología y vibradores de última generación y recargables como los de la marca Lelo iban ganando terreno, pero poco a poco se van buscando otras prestaciones. A continuación te mostramos lo más nuevo y original para empezar el año y renovar tu “cajón del amor”.

 

Vibradores con efecto “Warming”: Svakom marca internacional de juguetes donde podrás controlar la temperatura de tu vibrador hasta 40º!! Ideales para jugar con el contraste de temperaturas.

 

Vibradores que se “auto-lubrican”: Los vibradores Cascade son lo último en el mercado, siendo los únicos juguetes con un dispositivo de lubricación. Disponen de un dispositivo que al apretar un botón, el juguete liberará una cantidad de lubricante!

 

Productos Orgánicos: en este afán y  moda por todo lo natural y orgánico, destacamos la aparición de marcas de cosmética erótica como Intimate Organics, línea de productos fabricada con extractos orgánicos certificados. Ideal para veganos y amantes de lo natural. Además tienen de todo, lubricantes, aceites y estimulantes para despertar tus sentidos.

 

Iroha, el placer ahora para chicasTENGA es una marca conocida por sus juguetes dirigidos al público masculino, por eso, han querido pensar en las mujeres y lanzar una nueva gama de masajeadores para las más exigentes, IROHA.

Con 3 bellos modelos y divertidas formas ( Yuki, Midori, Sakura), estos juguetes son de una calidad muy alta, de fácil uso, hechos de silicona médica con una textura densa pero a la vez maleable, repelentes al polvo debidos a su recubrimiento, a prueba de salpicaduras y vienen en bonito estuche transparente que a su vez hace de cargador. Te enamorarás!

We-vibe 4:  Vibrador ya famoso por ser el primer modelo realizado para usar en pareja. Con el podrás tener penetración al mismo tiempo. Ahora en su última versión mejorada y más potente, con 2 poderosos motores vibradores, 100% sumergible, recargable y más ergonómico que nunca.

Que te parecen nuestras propuestas? seguro que alguna de ellas ya te esta tentando!!

 

Equipo Reina Picara

Bolas Chinas, todo un Universo de Beneficios para la Mujer.

Hola Picaron@s!

Hoy vamos a tratar el tema de las ya famosas Bolas Chinas, uno de nuestros productos estrella tanto en tienda como en web. Os recordamos que hay mucha “leyenda urbana” sobre ellas, ya que su función principal es terapéutica  y no estimulante. Las vendemos en nuestra tienda erótica pero serían perfectamente un producto de farmacia o ginecología.

Que sean terapéuticas no quiere decir que en determinados momentos no puedan estimularte y darte una ligera sensación de placer, pero no es su función básica. También es cierto que puedes utilizarlas en pareja como juguete erótico ya que de la misma forma que introduces un consolador o vibrador puedes jugar a introducir las bolas en el interior de tu vagina.

Siempre usando lubricante de base acuosa tal y como sueles hacer con el resto de juguetes. Es importante evitar lesiones o rechazo al producto por la dificultad de colocación.

 

Su utilización contribuye al fortalecimiento de la musculatura vaginal por lo que ayuda a mejorar relaciones, lubricación, prevenir incontinencia y mejorar la tonificación de la zona después de partos, vamos un fondo de armario para toda mujer!

Su composición básica es de dos bolas unidas que llevan otras dos bolitas metálicas en su interior, estas golpean las paredes de la vagina con el movimiento, mejorando la circulación sanguínea de la zona y estimulándola de tal manera que, al extraerlas, ya podremos ver como han logrado un nivel de lubricación que no teníamos antes.

Como observaras la mayoría de modelos lleva un cordel que dejarás fuera de la vagina para posteriormente poder extraerlas.

Si estás pensando en utilizarlas y gozar de sus múltiples ventajas ten en cuenta varios puntos:

*Material: recomendamos que las uses de un material no poroso y con un diámetro apropiado. Desaconsejamos látex que puede provocar alergia, o ciertos plásticos de calidad inferior. En Reina Picara las encontrarás todas de silicona y materiales homologados para su uso.

*Tiempo: El uso de las bolas chinas es muy personal ya que hay mujeres que se adaptan antes que otras, pero en general recomendamos usarlas en sesiones de 15-20 minutos unos tres días por semana para empezar a acostumbrarse y sobretodo estar en casa o en un sitio cómodo para poder extraerlas si no te encuentras a gusto o tienes la necesidad de extraerlas.

Poco a poco iremos ampliando el tiempo a cuatro días a la semana  y así hasta poder usarlas diariamente.

No hace falta retirarlas cuando vayas al baño, pero si estás más cómoda no hay problema.

*Una o dos Bolas? En el mercado además de la bolas chinas básicas de dos bolas también encontrarás de una sola bola. Estas son recomendable para mujeres con problemas graves de incontinencia, matriz baja o para mujeres que acaban de sufrir un parto y por lo tanto tienen la musculatura vaginal muy debilitada.

*Como se limpian? para el primer uso puedes esterilizarlas en agua hirviendo durante un par de minutos, pero si el material es de calidad tampoco es algo indispensable.  Para el día a día con limpiarlas con agua y jabón neutro o íntimo es suficiente. Algunos modelos incluyen funda para que puedas guardarlas de forma más higiénica.

*Puedo usarlas durante el Embarazo? Durante el embarazo es muy recomendable cuidar la zona pélvica, podrás usarlas al principio de la gestación ya que a medida que el embarazo avanza la vagina se acorta. De todos modos factores como embarazos de riesgo, son muy importantes a tener en cuenta y por lo cual recomendamos siempre consultar con tu matrona antes de usarlas.

Existe también el Pelvix Concept de esferas de dimensiones más pequeñas que se adaptarán mejor a tus cambios físicos o también recomendado para mujeres con problemas muy graves de musculatura vaginal.

Como opción alternativa al uso de bolas chinas, las embarazadas podéis realizar ejercicios de Kegel o Pilates que se adaptarán mejor a vuestro momento de gestación.

*Como se colocan?  Es importante estar relajada para no contraer la musculatura vaginal. La posición ideal es la misma que la que realizas cuando introduces un tampón.

En primer lugar pondremos lubricante de base acuosa tanto en la primera bola a introducir como en la zona íntima. Con la ayuda de una mano introduciremos de forma lenta la primera bola siempre respetando el angulo vaginal, es decir, dirígela en dirección hacia tu espalda. Si estás lo suficientemente relajada verás como tu vagina se abre y puedes introducir la primera bolas sin problemas. La segunda ya será mucho más fácil ya que la paredes ya estarán abiertas. Si ves que te sientes incómoda es que las bolas no están metidas lo suficientemente arriba, es decir, debes meterlas más profundamente. Poco a poco se irán adaptando a la forma y estrechez de tu vagina por lo que es normal que al principio estés algo “rara”. Recuerda la primera vez que usaste un tampón? pues igual, las primeras veces siempre es algo extraño, pero poco a poco irás cogiendo el hábito y lo harás de forma más rápida y cómoda.

 

*Que modelo escojo? El modelo básico es de dos bolas, como  las más usadas y vendidas Geisha de Adrien Lastic, pero dentro de esta característica las hay con peso básico, con pesos intercambiables como las Luna Lelo, sin cordel como las Joyballs, coquetas y para juegos eróticos como las de la colección 50 Sombras de Grey..y un sinfín de modelos a escoger según gustos, preferencias y necesidades.

Lo importante es que te acostumbres a ellas y cojas el hábito de llevarlas de forma gradual, a corto o largo tiempo dependiendo de cada mujer tu cuerpo y tus relaciones lo agradecerán!

Recuerda que para cualquier pregunta o aclaración no dudes en contactar con nosotras, estaremos encantadas de asesorarte y ayudarte a escoger el modelo que mejor se adapte a ti.

 

 

Equipo Reina Picara

 

Huevos Vibradores a Distancia, el juguete más divertido!

Después de nuestro anterior “post” dedicado al uso y a los distintos modelos de Bolas Chinas os presentamos un juguete de lo más juerguista! También puede tener forma de bola, bala o huevo según la marca y el modelo, pero lo que si tienen en común todos ellos es que se activan con un mando a distancia que hará las delicias de la usuaria.

Los hay más sencillos y económicos que presentan un material como el pvc y normalmente solo tienen una función de vibración. También podéis encontrar los más avanzados que pueden presentar 7 o 10 funciones distintas de vibración, intercalando intensidades con intervalos de los más excitantes.

Para los más exigentes tenéis los que no llevan pilas y usan cargador, normalmente su material es de más calidad, generalmente silicona y tenéis opciones como el huevo Bibi de Odeco que además permite que tu chico sepa lo que siente por que su mando también vibra!

Si os gusta el juego a distancia también podeis adquirir el huevo vibrador Ocean de Adrien Lastic que utiliza un mando LRS digital que te servirá también para alguno de su vibradores como el Bonnie & Clyde.

Todos ellos se colocan en el interior de la vagina ayudándote de un lubricante de base acuosa y dejando el cordel fuera para facilitar la extracción.

Es ideal para jugar en la intimidad del hogar pero la forma más divertida de disfrutarlo es usarlo fuera de casa. Que te parece ir a cenar con tu chico y llevar el huevo puesto? la cena puede convertirse en una velada de lo más estimulante.. Iros de copas con él y jugar con el morbo de que solo vosotros sabéis vuestro secreto. Te atreves a ir a casa de tus suegros o a tu próxima comida familiar con tu huevo puesto?? Te aseguramos diversión y excitación a raudales!!

Lo has probado?? Cuéntanos tu experiencia!

 

Equipo Reina Picara

Higiene antes y después del sexo oral

El sexo oral es una práctica cada vez más extendida entre las parejas. Hay para todos los gustos, desde quienes lo encuentran como la práctica más placentera dentro del sexo, hasta las más pudorosas que no se encuentran cómodas practicándolo. La base para tener un sexo oral satisfactorio es la higiene, además de que así se previene la transmisión de infecciones, es por ello que os mostramos una serie de consejos para asegurar una sexo oral limpio y saludable. Independientemente de si se utiliza protección, que es lo recomendado cuando se practique con personas que no son una pareja estable que no tenga Enfermedades de Transmisión Sexual, es necesario mantener unos hábitos de higiene íntima, que no son muy estrictos.

 

En general, hay una serie de condiciones bajo las cuales no se debe practicar sexo oral o, por lo menos, hay que utilizar protección. Sería en los casos en los que la persona que lo practica tenga o heridas en la boca o herpes, que puede transmitirse de la boca a los genitales. También en aquellos en que la persona que lo recibe tiene algún síntoma anómalo en los genitales, por ejemplo, erupciones o irritación en el pene, o un flujo anormal en la vagina.

Cómo prepararse para el sexo oral en el hombre

No es necesario llevar a cabo ningún ritual concreto de limpieza antes de que un hombre reciba una felación, siempre y cuando se lleve a cabo una correcta higiene íntima diaria. Esto puede conseguirse en la ducha cotidiana, para ello es necesario aplicarse abundante agua y jabón en toda la zona exterior del pene, los testículos y el vello genital, además del perineo y el ano.

Dentro del prepucio, en los hombres que no están circuncidados, tiende a concentrarse una secreción blanca llamada esmegma, que con el tiempo provoca mal olor y riesgo de infecciones. Es importante evitar que se acumule esa sustancia, por lo que en el baño o ducha se recomienda lavar esa zona retirando hacia atrás el prepucio y aplicando, con cuidado, agua en la cabeza del pene. Después de la ducha hay que asegurarse de secar bien toda la zona genital.

Esta higiene íntima diaria es suficiente para mantener sexo oral de forma sana, aunque, si en el momento de realizar la felación el hombre ha estado sudando o no se encuentra del todo limpio, puede lavarse de forma rápida antes de comenzar el sexo oral. La persona que vaya a hacer la felación también debe cumplir con su higiene, en este caso la limpieza bucal. Es importante tener el hábito de lavarse los dientes diariamente para evitar transmitir bacterias y posibles infecciones a los genitales masculinos.

Cómo prepararse para el sexo oral en la mujer

Al igual que en el hombre, es necesario que la mujer mantenga tanto una higiene íntima como general diaria. A la hora de darse la ducha o baño cotidiano deberá aclarar con agua la zona genital, pero sin aplicar jabones porque es muy probable que produzcan irritaciones. Una vez terminada la ducha, es necesario secar bien la zona porque la humedad puede provocar el desarrollo de infecciones, como la candidiasis vaginal. No afecta a la higiene el mantener o depilarse el vello, pero en caso de tenerlo, es importante que también se lave con jabón durante la ducha.

Mantener estos cuidados de higiene íntima diaria es suficiente para tener una zona genital limpia y sin mal olor, porque, pese al tópico, lo normal en los genitales no es que huelan  mal. Sí aun así ocurre, puede estar indicando alguna infección o una Enfermedad de Transmisión Sexual, por lo que habría que consultar al médico.

Justo antes de practicar sexo oral no es obligatorio ni necesario lavarse la zona genital, ante la duda aplicar un poco de agua y secar, o limpiarse con una toallita húmeda (sólo con agua, sin productos adicionales) es suficiente. El exceso de lavados vaginales no es recomendable para las mujeres, así que no es un aspecto sobre el que obsesionarse. No se recomienda para nada el uso de desodorantes íntimos, pues son muy agresivos para la zona vaginal y además provocarán mal sabor a la pareja.

Al igual que ocurre cuando se va a hacer una felación a un hombre, quien va a practicar sexo oral con una mujer ha de llevar a cabo cuidados bucales para evitar el traspaso de bacterias.

La higiene tras realizar el sexo oral para el hombre

Después de tener sexo oral, no es necesario que el hombre se lave de forma inmediata. Especialmente, después de haber realizado una actividad tan íntima, y también agotadora, como practicar sexo es habitual quedarse echado o sentado junto a la pareja sexual, y no hay por qué romper ese momento.

Sí es recomendable que, un rato después, se limpie la zona genital para evitar la formación de bacterias, además de que normalmente la saliva o el lubricante (en caso de haber usado preservativo o aplicar este producto directamente en el pene) produzcan incomodidad y el hombre se sienta mejor limpiándose tras la felación.

La persona que ha realizado la felación debería, aunque repetimos que no inmediatamente después, lavarse la boca como medida de higiene bucal más que sexual. Así, se dejará la zona limpia y, sobre todo, evitar un aliento o sabor desagradable para su pareja.

La higiene tras realizar el sexo oral en la mujer

El área genital de la mujer es más delicado en este caso que el del hombre. Después de tener sexo oral la zona queda húmeda, y no es recomendable mantenerla así, por lo que debe, por lo menos, secarse con un pañuelo. Al igual que con el hombre, no hay por qué interrumpir el momento íntimo que existe tras la relación sexual, pero en ciertas mujeres más sensibles a tener infecciones no hay que demorar mucho la limpieza. Concretamente, si la mujer es propensa a padecer cistitis, sí es importante que se lave bien al zona genital tras el sexo oral.

Si el sexo ha tenido lugar fuera de casa, puede utilizarse para la limpieza una toallita especial para la higiene vaginal, que dejarán también una sensación más cómoda. Hay que tener en cuenta que si no se limpia el área vaginal se manchará y humedecerá también la ropa interior. La persona que ha realizado el sexo oral también deberá, igual que cuando se hace a hombres, lavarse la boca para mantenerla limpia, sin riesgo de infecciones, y sin mal aliento y sabor.

 

Fuente: Bekia

La erección interminable

Son muchos los hombres que viven con una presión importante a sus espaldas o, mejor dicho, entre sus piernas. Mucho de lo que hemos aprendido durante todos estos años nos ha hecho entender (o ha hecho que muchos hombres piensen) que la erección debe captar toda la atención durante una relación sexual. Y los referentes que tenemos y en los cuales se fijan muchísimo los hombres es la pornografía.

Pero hoy no vamos a hablar de tamaños de penes aunque el porno también es un mal referente para comparar medidas… de eso ya hablaremos otro día.

¿Dónde ve un hombre otro pene erecto, que no sea el suyo propio? Los homosexuales pueden ver penes erectos cuando tienen relaciones sexuales con otros hombres. Pero el lugar donde, indistintamente de la orientación sexual, los hombres pueden ver otras erecciones y hacer, inevitablemente, el juego de la comparación es en la pornografía. Y… ¿qué tipo de erección ve un hombre en el porno? Una erección interminable, que nunca pierde su potencial y su vigor, que incansablemente puede hacer miles de juegos sin necesitar reposo y que en ningún momento baja ni un segundo.

¿Esa es la realidad? Para nada. A menudo, un hombre desearía tener una erección que cuando empiece se mantenga igual de firme durante toda la relación sexual hasta llegar a finalizarla, independientemente de lo que se esté haciendo o de si los momentos de excitación varían. Como en el porno. Pero lo que sucede en la grabación de una película pornográfica no es lo que sale en pantalla: lo que aparentemente es una erección interminable está construida por varios “¡corten!” y “¡acción!”. Sin contar que, en algunos casos, el actor puede utilizar una bomba de vacío para producir una erección, un anillo constrictor para mantener esa erección u otro tipo de ayudas.

Entonces, muchos de los hombres que comparan sus erecciones con las erecciones que ven en pantalla se están comparando con algo que no existe. Y se están poniendo presión para conseguir algo que, en realidad, no necesita presión.

Cuanta más presión sienta un hombre para “cumplir” con una “buena erección” más dificultades podrá tener para, realmente, tener una erección satisfactoria. ¿Y eso por qué? Pues porque una erección es el resultado de un proceso de excitación, de un momento de placer, de buenas sensaciones, de relajación (la mente debe estar relajada para que el pene entre en tensión).

¿Recomendaciones? Disfrutar del sexo más allá de la duración y de la firmeza momentánea de su erección. Gozar de cada cariciafantasear, sentir, divertirse en contraposición al sufrir, estar pendiente, comprobar que su erección está ahí… muchas veces cuando un hombre se preocupa y quiere comprobar que su erección se mantiene es cuando empieza a perderla.

¿Y qué pasa cuando se pierde un poco de erección durante las relaciones sexuales? Nada. No sucede nada. Es muy lógico que el pene pueda perder un poco de firmeza mientras se está jugando. No siempre tiene que estar al 100% de su potencial eréctil.

En momentos en los que la erección pueda perderse un poco o pueda perderse del todo, es importante seguir jugando, seguir sintiendo, buscar aquello que apetezca, que excite… buscar aquello que realmente “te ponga”.

Si el problema es grave si aconsejamos consultar a un especialista en problemas de erección. Si lo prefieres puedes empezar probando algún afrodisíaco o potenciador, como geles o capsulas para mejorar la erección. Pero siempre sin esa presión social de erección interminable no real.

¿Vas a buscar aquello que mejore tus erecciones?

 

*Fuente: Mucho más que Sexo