Dolor después y durante el sexo

A pesar de que, por lo general, disfrutes del sexo con tu pareja, seguramente hayas sido una de las miles de mujeres que ha sufrido en más de una ocasión dolor tras el coito. Y, vale, una vez puede pasar, dos también, pero cuando la cosa se convierte en costumbre, puede pasar factura a tu salud física y mental y, sobre todo, a tu relación sentimental.

Estos son las causas más comunes que afectan en tus relaciones sexuales y cómo puedes prevenirlas para la próxima vez.

PASASTEIS POR ALTO LOS PRELIMINARES (O EL LUBRICANTE)

Todo el mundo sabe que la sequedad vaginal puede hacer que las relaciones sexuales sean incómodas, pero además, también es una de las principales causas de molestias tras el sexo.

¿Cómo actuar al respecto? Es uno de los problemas íntimos más fáciles de resolver. Una excitación previa puede ayudar a que lubriques lo suficiente para el acto y tu vagina esté más elástica. Si con los preliminares no es suficiente, siempre puedes echar mano de un buen lubricante.

TU PRÁCTICA SEXUAL FUE ESPECIALMENTE LARGA O JUGUETONA

Si sueles tener relaciones sexuales muy intensas es normal que después te duela tu zona íntima. Una reflexión que ha compartido Leah Millheiser, especialista en Medicina sexual femenina del departamento de Obstetricia y Ginecología de la Universidad de Stanford con la revista Women’s Health US. Sobre todo si no estás bien lubricada, esas sesiones de sexo apasionado pueden causas pequeñas irritaciones en el tejido vaginal.

¿Qué hacer en este caso? Esta especialista recomienda tomar un baño tibio con sales minerales sin perfume y, si es necesario, usar una crema de hidrocortisona alrededor de la abertura vaginal para aliviar el dolor. Y, lo más importante, escucha tu cuerpo y descansa siempre que lo necesites.

LOS ANTICONCEPTIVOS TIENEN LA CULPA

Uno de los efectos secundarios de las píldoras anticonceptivas (que no tiene porqué pasar siempre) es el dolor vaginal. “Esto está relacionado con el descenso de los niveles de estrógeno y testosterona naturales que provoca este método para prevenir el embarazo”, asegura la doctora Millheiser. Este factor puede hacer que el tejido vaginal de algunas mujeres se vuelva más delgado y especialmente seco, casi como si estuviera en la etapa posmenopáusica, lo que les hace ser más vulnerables a las irritacionesy el dolor.

Si este es tu caso, los expertos sugieren el uso de lubricantes naturales. Aunque si el dolor persiste, lo mejor es que acudas a tu médico para cambiar el método anticonceptivo.

TIENES TENSOS LOS MÚSCULOS DEL SUELO PÉLVICO

Cada vez son más las mujeres que padecen algún tipo de lesión en el suelo pélvico debido a los entrenamientos diarios. Como reconoce Isa Herrera, fisioterapeuta, si haces running, crossfit o estás sentada en una mala postura en el trabajo, los músculos de esta zona corporal se tensan y no pueden soltarse durante la actividad sexual.

¿Qué se puede hacer? Los ejercicios de Kegel pueden ser muy útiles en este caso, o incluso la respiración profunda puede ayudar a relajar los músculos del suelo pélvico. Mientras tanto, intenta cambiar tu posición sexual para tener el control. Es posible que tu pareja esté golpeando un punto de activación.

ERES INTOLERANTE A ALGUNOS PRODUCTOS

Si el dolor solo aparece después de usar ciertos productos de higiene (jabón íntimo, compresas, tampones), condones o espermicidas, se podría afirmar con total seguridad que el dolor esté relacionado con la irritación que te produce estos tipos de productos. Así pues, deshazte de todo lo que te provoque malestar y busca las alternativas más naturales que encuentres.

TIENES UNA ENFERMEDAD RELACIONADA CON LA VAGINA

Vaginitis bacteriana, infecciones por hongos u enfermedades de transmisión sexual como la clamidia, la gonorrea o el herpes, son afecciones que pueden hacer que el sexo (y sus consecuencias) sea incómodo. Incluso los quistes, fibroides o la endometriosis, pueden ser síntomas del dolor que sufres tras el coito. Por lo tanto, si tienes algún tipo de secreción o lesión inusual, lo mejor que puedes hacer es ir al ginecólogo. Las infecciones se curan fácilmente, los quistes y fibromas se pueden tratar o extirpar si es necesario. Además, la endometriosis se puede controlar de manera efectiva si se diagnostica correctamente.

 

fuente: womens health

El Veganismo llega a la cosmética y los juguetes eróticos.

Desde la firma de cosmética y juguetes eróticos Bijoux Indiscrets nos cuentan cómo llevar estas tendencias hasta tus juegos de cama.

“La decisión de adoptar una dieta vegana, o un estilo de vida vegano, puede ser tomada por diversas razones: salud, ética, razones medio ambientales o todas estas combinadas”, dice Elsa Viegas cofundadora y diseñadora de Bijoux Indiscrets una de las marcas preferidas de nuestra Reina. “La ética en el trato animal y cuidar el medio ambiente son las que tenemos presentes como empresa, y aunque yo soy vegana por estas mismas razones, os aseguro que la salud por ejemplo no fue un factor decisivo a la hora de cambiar (aunque mejora muchas cosas)”, nos cuenta Elsa.

“Vivir nuestras vidas de forma consciente y presente es una decisión que trae mucha responsabilidad y, seamos honestas, da trabajo”, nos confiesa la cofundadora de Bijoux Indiscrets. Como marca hemos descartado el uso de productos de origen animal en nuestra cosmética, como la cera de abejas o la miel y nuestros accesorios en ‘cuero vegetal’ son 100% veganos, fabricados en poliuretano y certificados por PETA”, subraya Vieigas.

Desde su propia experiencia, y como cofundadora y diseñadora de una firma vegan friendly, Elsa nos da sus consejos para llevar el veganismo hasta la cama:

• Evita los cosméticos eróticos elaborados con ingredientes de origen animal. Vigilad que sean naturales, sin ingredientes animales y si son de una marca ‘cercana’, mejor aún. Como dice Elsa, “En cuanto a cosmética, y más concretamente a cosmética íntima, el mundo del erotismo se está poniendo las pilas y cada vez encontramos más productos que apuestan por ingredientes vegetales y naturales en sus fórmulas”.

 

• Las etiquetas muchas veces no son fáciles de entender pero mirad bien que haya pocos ingredientes y, si dudas, una búsqueda en Google puede aclarar muchas cosas.

• Evita los complementos de piel de animal. Hay alternativas muy buenas a la piel y pelo animal sin renunciar al estilo y a la calidad. ¡Han de ser cómodos también!

• Jugar con sabores: la nata montada en spray es cosa del pasado… hay alternativas vegetales, con base de coco o aceites comestibles deliciosos.

• Si tu pareja es vegana y tú no: este es un tema delicado, pero no solo en la cama sino en la convivencia en el día a día. Pero como todo, no es imposible, solo mas difícil.

A-Moore - Reina Pícara

• Los juguetes suelen estar hechos de materiales sintéticos y, con lo cual, sin componentes animales. Igualmente, busca los que tengan certificado vegano para estar más segura.

• Los preservativos: la mayoría usa caseína en su fabricación, que es una proteína derivada de la leche. Busca preservativos veganos, que no usen caseína ni otros elementos de origen animal. Y que tampoco hayan sido testados en animales (estas pruebas pueden hacerse electrónicamente). Esto, además de vegano, se considera cruelty-free.

¿Por dónde empezar? Te recomendamos las velas de masaje de Bijoux Indiscrets, que no contienen cera de abeja sino aceite de almendras y de coco que no solo mantienen ese carácter vegano de la marca sino que permite mantener la temperatura de la llama baja para que al aplicar el aceite no queme, hidrate y cuide la piel.

 

fuente: Womens Health

Los 3 problemas íntimos que más preocupan a las españolas

Pese a lo que podríamos llegar a imaginar, a día de hoy, en pleno siglo XXI, hay temas tan cotidianos como la higiene íntima femenina que todavía siguen siendo tabú en numerosas familias. Pese a que sí se puede observar un gran cambio en cuanto a naturalidad a la hora de tratar estas inquietudes por parte de la conocida como generación millennial, todavía queda mucho por hacer.

Resultado de imagen de Los 3 problemas íntimos que más preocupan a las españolas

La falta de comunicación provoca no solo mayores dudas por parte de las mujeres más jóvenes sino también un bajo consumo de productos específicos para la higiene íntima, según el estudio Nielsen de julio de 2018 solo un 18,9% de hogares en España los tienen en cuenta diariamente.

A pesar de ello, según la ginecóloga Belén Gómez, que a diario atiende en sus consultas a mujeres con preocupaciones sobre su cuidado íntimo, puede afirmarse que, pese a que son multitud los que despiertan interés en relación a este tipo de higiene personal, hay tres temas que están por encima del resto. Tres alteraciones que se han convertido en el temor principal de las mujeres españolas.

Resultado de imagen de Los 3 problemas íntimos que más preocupan a las españolas

La sequedad: habitualmente es debido a los cambios en la mucosa vaginal producidos, por lo general, por la menopausia o por empleo de fármacos, como anticonceptivos u otros tratamientos.

El picor: puede generarlo la misma sequedad o estar producido por infecciones vaginales no deseadas de hongos o bacterias.

El flujo vaginal: el cambio de la morfología o del olor, en algunas ocasiones es una situación fisiológica, aunque hay que descartar una infección vaginal y tratarla si se confirma.

Además de la consulta médica, que muchas veces consideramos erróneamente innecesaria, este tipo de inquietudes pueden verse aliviadas con el uso diario de productos dirigidos a la higiene íntima. No se trata de una solución sino de un cuidado necesario, una protección ante agentes externos. Algunos productos no solo ayudan a prevenir, sino que podrás mantener una limpieza siempre fundamental y sentirte segura, algo realmente importante para una mujer. En el campo de la cosmética erótica encontramos productos tan necesarios  para combatir la sequedad como un buen lubricante de base agua o silicona o algunos curiosos como los desodorantes íntimos, tampones anti regla e incluso cremas de estrechamiento o blanqueamiento vaginal. Como ves todo un mundo de posibilidades!

fuente: Womens Health