Todo lo que debes saber sobre el Preservativo femenino

¿QUÉ ES EL PRESERVATIVO FEMENINO?

El preservativo femenino, condón vaginal o condón interno es, como señalábamos, un método anticonceptivo con las mismas garantías contra el embarazo y las enfermedades de transmisión sexual que el masculino. Está hecho de poliuretano, un plástico delgado y fuerte, o bien de nitrilo (versión más barata).

Condón Femenino Pasante

Se ajusta a las paredes del conducto vaginal y se puede llevar puesto hasta 8 horas. La adherencia es cómoda por la humedad y temperatura de la vagina y no depende de la tensión como el masculino. También se les puede introducir dentro del ano en el caso de que estas sean las relaciones sexuales deseadas.

CARACTERÍSTICAS

Además de la parte interior que cubre las paredes vaginales, también tapa la zona exterior de la vagina (labios y clítoris), lo que le permite ofrecer una mayor protección a la mujer contra las enfermedades de transmisión sexual.

Se calcula que su efectividad es del 88 al 98% cuando es utilizado correctamente, al final te propones algunos consejos para su uso que te permitan alcanzar los mayores niveles de efectividad.

El preservativo femenino es una funda lubricada con productos espermicidas y dos anillos, uno en cada extremo. Uno interior y cerrado permite que la mujer lo introduzca con facilidad en la vagina y, el otro, de un diámetro más grande, además de abierto y flexible, facilita cubrir los labios y clítoris e impide que se introduzca demasiado.

Las dimensiones del preservativo femenino son similares a las del condón masculino. Siendo aproximadamente de 160 mm de largo y 44-56 de ancho.

 

PASOS DE COLOCACIÓN

1 Comprobar que está en buen estado y no caducado. Puede parecer obvio pero muchas veces ignoramos estos datos que hacen que disminuya notablemente la eficacia del preservativo.

2 Se coloca de forma similar a un anillo vaginal o un diafragma. Se aprieta el anillo cerrado y se introduce en la vagina con cuidado, como es común hacerlo con un tampón o los otros productos nombrados.

3 Una vez dentro, con el dedo pequeño dentro del preservativo se empuja hasta pasar el nivel del hueso del pubis y llegando al final teniendo cuidado con los objetos cortantes (uñas, anillos…).

4 Fuera quedan el anillo externo y un segmento del preservativo femenino para proteger las áreas externas de la mujer (clítoris, final del tubo uretral y labios).

5 Tras el coito se dan un par de vueltas al anillo externo para que no salga el semen y se extrae con cuidado.

VENTAJAS E INCONVENIENTES

Entre las ventajas:

– No hace falta esperar a la erección del pene. Como señalamos antes se puede colocar tiempo antes del coito.

– No es necesaria la extracción inmediata tras la eyaculación.

– Su uso es fácil.

– Protege de las enfermedades de trasmisión sexual como el virus del papiloma humano y el VIH.

– Es útil para relaciones homosexuales entre mujeres, donde muchas veces no se tiene en cuenta que también es posible la transmisión de enfermedades.

Entre las desventajas:

– Es más caro que el preservativo masculino.

– Se cree equivocadamente que, al ser la anatomía de la mujer más compleja también lo será la colocación.

 

CONSEJOS DE USO

– No usar nunca con un preservativo masculino a la vez.

– Como con en el masculino, el preservativo femenino solo debe usarse una vez.

– Es recomendable envolverlo en papel higiénico al terminar y tirarlo a la basura. Nunca al WC.

– Si produce algún malestar o irritación debe consultarse inmediatamente a un especialista médico.

Esperamos que esta breve descripción sirva para que veáis al preservativo femenino como un método anticonceptivo útil que, a pesar de su uso minoritario, en caso de que sea necesario lo debemos tener en cuenta. Pone el foco de atención, como el preservativo masculino, en evitar las enfermedades transmisión sexual. Muchas veces nos olvidamos de que existen ya que nuestros pensamientos están enfocados en evitar el embarazo.

 

fuente: bekia

La revolución en el mundo de los Condones: Lelo Hex!

Últimamente son muchos los clientes que nos preguntan por los preservativos de la famosa marca de juguetes Lelo.

El principal rasgo que los hace diferentes al resto de preservativos del mercado es su estructura de panal.

lelo-hex-original-preservativos-12-u- Reina Pícara

“Existe una razón por la que los panales de abejas tienen la forma que tienen. La Naturaleza es sabia, las libélulas lo saben, Fibonacci lo sabía, y nosotros lo sabemos: los hexágonos son fuertes, simétricos, regulares y forman teselados perfectos para combinar ligereza y resistencia”

Con su estructura de 350 hexágonos interconectados,
HEX™ permite transmitir el calor corporal para obtener
mayor sensibilidad y deleitarse con el acto sexual. Además son ultra finos! una superficie de látex muy fina de tan solo 0,045 mm.

Con un exterior perfectamente alisado y su textura interior, la red hexagonal interna se constriñe y expande para ajustarse a la mayoría de las formas, de manera segura.

Además se presenta envuelto para disfrutar “sin interrupciones”:

*Fácil de abrir, el envoltorio no se resbala

*Ligeramente lubricado para mayor confort

*Se desenrolla suavemente hacia abajo

 

Características:

  • Material: Látex natural
  • Grosor: 0.045 mm
  • Ancho nominal: 54 mm
  • Longitud: 180 mm

* El vídeo en el que mostramos un condón HEX™ conservando su forma, tras haber sido atravesado con un alfiler, tiene la única intención de mostrar la diferencia estructural de HEX™ con otros condones.  De ningún modo se puede afirmar  que el condón sea “irrompible” o que resista todo el daño cuando es pinchado. No existen condones que resistan al 100%, y en el caso de que se produzca la rotura, te recomendamos que contactes con tu médico inmediatamente.

Resultado de imagen de condones hex


El precio es algo más caro que los preservativos que actualmente encontramos en el mercado pero la verdad es que recomendamos por lo menos probarlos! Hazte con una caja de 3 unidades y si te convencen que sepas que tienes las de 12!

Nos cuentas tu experiencia con los Lelo Hex? has notado la diferencia?

 

 

 

El condón femenino

Seguro que cuando oyes hablar del condón, también llamado preservativo, piensas en el condón masculino, el que se colocan ellos en su miembro para penetrar a la mujer y prevenir así de enfermedades de transmisión sexual, sobre todo cuando no se tiene pareja, o bien para prevenir de embarazos cuando no se quieren tener más hijos.

Sin embargo, lo que a lo mejor no sabes, o no has visto, es que también para las mujeres hay un condón femenino, más grande y extraño una vez que lo ves, pero efectivo cuando sabes cómo ponértelo.

El condón femenino

El condón femenino también es llamado condón vaginal y es una funda, como el masculino, que se pone en las paredes de la vagina con un tiempo limitado, no como el masculino, de solo unos minutos, sino de horas ya que se puede poner hasta 8 horas seguidas.

Este condón es más sencillo de poner porque no queda ajustado, al contrario, la humedad y temperatura de la vagina es lo que hace que se adhiera y, según dice, no se nota siquiera, pero sí te puede proteger como el condón masculino.

El primero que apareció fue en 1992 en Inglaterra y Estados Unidos y poco a poco se fue comercializando en otros países aunque lo cierto es que no está tan extendido como el condón masculino.

Hoy día este tipo de condones son muy efectivos porque pueden proteger, no solo a la mujer, sino también al hombre. Lo único es que la colocación suele ser complicada.