Cómo se pone un condón

Parece una tontería, lo sabemos, pero seguro que hay jóvenes que no sepan cómo utilizar un condón y eso no debe ser así, tanto para protegerse él mismo como para proteger a la otra persona. Además, el conocimiento no viene ya aprendido, es algo que se debe aprender poco a poco, por eso te hablamos de cómo se pone un condón.

Pasos para poner un condón

Lo primero para poner un condón es tener uno. Puedes comprarlo en muchos lugares, aunque los mejores son las sexshop o en farmacias. También hay máquinas expendedoras que pueden sacarte de un apuro. Sea como sea, el condón es imprescindible.

A continuación toca abrirlo pero hazlo con cuidado para no romper el condón, que es frágil y no te serviría de nada. También cuidado con las uñas, ya sean las tuyas o las de tu pareja, porque cualquier tirón puede rasgarlo.

Ahora toca ponerlo. Una vez lo tengas en la mano coge tu pene y tira hacia atrás del prepucio para que no estorbe. Desenrolla un poco el condón para oprimir la punta y, entonces, deslizar el condón a lo largo de tu pene. Si ves que te cuesta trabajo echa un poco de lubricante extra (aunque el condón ya tenga). Eso sí, recuerda que has de tener una erección para ponerte, de lo contrario podría hacerte daño.

Si ves que mientras estás manteniendo relaciones el condón se resbala lo mejor es parar un momento. Seguro que no quieres que el condón se quede dentro de la mujer, ¿verdad? Más que nada porque si no podéis sacarlo deberás ir a Urgencias y ahí sí te dará mucha vergüenza explicar lo que ha pasado.

Recuerda algo también, no uses dos condones, ni un condón masculino y uno femenino, más que nada porque tiene más probabilidades de romperse y no te servirá de nada.

¿Has practicado y te has hecho ya un experto?