Estimulación Erótica

En esta ocasión Reina Pícara, tu tienda erótica/sex shop nos habla sobre uno de los grandes placeres que podemos experimentar es el dar y recibir Caricias…
Para la mayoría de personas, la experiencia del tacto, la percepción de las sensaciones de la piel al ser tocada, es la forma más sensual de estimulación erótica.
Los receptores del tacto se encuentran distribuidos por todo el cuerpo, y el contacto físico los estimula. Por eso puede ser muy agradable realizar una exploración milímetro a milímetro del cuerpo. Se puede decir que la piel es la zona erógena más extensa del cuerpo, de ahí su gran potencial erótico.

Desde pequeños vamos formando el mapa de nuestro cuerpo dependiendo, sobre todo, del contacto que van teniendo las distintas partes. De esta forma la piel se va cargando de información, de recuerdos, de sensaciones, que pueden ser agradables y placenteras, desagradables o neutras.

Es como si la piel contara con una memoria de los contactos que ha establecido y de las caricias que ha recibido. Se trata de nuestra historia sensual: uan especie de compendio afectivo. Nuestra mente va guardando un registro táctil de las personas que alguna vez nos mimaron, nos amaron y nos hicieron vibrar.
Cuando una zona es estimulada se despiertan esos recuerdos y asociaciones que en ocasiones pueden llevarnos a experiencias muy placenteras.

En términos generales, se habla de “zonas erógenas” para describir esos puntos que al ser estimulados pueden excitar sexualmente a la persona. Estas pueden intensificar tanto el deseo como el placer. Por eso es muy conveniente que cada persona explore y tenga una idea clara de su propia mapa erógeno. Este mapa puede ir cambiando y evolucionandocon el tiempo y la experiencia. Cualquier edad es buena para el aprendizaje sexual y siempre es posible descubrir nuevas zonas de placer.

Te atreves a descubrir nuevas zonas??? XD
Fuente: Sugextions

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *